Pensamientos pasan y pasan
En el oscuro silencio de la noche,
Acostado bajo ese puente
Cubierto con sabanas de cartones

Hambre, terror y frío
Son muchas las
Dificultades presentes
Y el sueño a veces me vence

Sufrimientos, dolores
Son sin duda mis lamentos,
Lágrimas desandan mis mejillas,
Al saberme en tal tormento

El pasar de los años
Me ha envejecido tanto,
Rodeado de penumbras y fracasos

Recuerdo entonces
Que un gran Dios existe
–Dulce Padre Eterno-
Y cuando en Él pienso
Mis angustias desaparecen.

Ysabel Carrion
isabelcarrion07@yahoo.es

Puentes que hablan y nos llevan por la senda de la Luz

Puentes que hablan y nos llevan por la senda de la Luz